¿Qué es una ICO (Initial Coin Offering)?

Tiempo de lectura: 3'

Las ICO (Initial Coin Offering) de criptomonedas están muy de moda. Pero ¿en qué consisten exactamente?

Concepto de ICO

En breve, las ICO son una forma de financiación que utilizan las empresas que desarrollan su negocio a través de la tecnología blockchain. Veámoslo con más detalle.

El acrónimo ICO es parecido al acrónimo IPO (Initial Public Offering) que es el que se utiliza, en inglés, cuando una empresa sale a bolsa. En español el término a utilizar sería una OPV, oferta pública de venta de acciones, u OPS, oferta pública de suscripción de acciones.

Pues bien, en un IPO, la empresa que sale a bolsa emite acciones que vende en el mercado y, a cambio, recibe dinero. En un ICO, la empresa crea criptomonedas que vende en el mercado, recibiendo dinero.

Tened en cuenta que las acciones confieren ciertos derechos a sus titulares mientras que, normalmente, las criptomonedas no (si bien entramos aquí en la distinción entre utility token y security token, que ya veremos en otro post).

Qué es un ICO

¿Cómo se hace un ICO?

En las fases iniciales de un proyecto que utilice la tecnología blockchain, los desarrolladores realizan un pre-minado de la nueva criptomoneda antes de ofrecerlas al público.

Una vez que han creado el número deseado de criptomonedas, las ofrecen al público a cambio de dinero (siendo muy habitual que el pago se produzca con bitcoins o en ethers). La tecnología en la que se basa la criptomoneda, el mercado al que se dirige y el procedimiento del ICO, entre otros aspectos, son descritos en un documento denominado White Paper (que sería el equivalente a un folleto de emisión si hablásemos de un IPO).

¿Qué debo analizar si quiero invertir en un ICO?

Lo primero que debes saber es que las inversiones en ICO son altamente especulativas por lo que hay muchas probabilidades de que lo pierdas todo. Dicho lo cual, si quieres invertir en una ICO, aquí hay unas cuantas recomendaciones de sentido común que puedes seguir:

1.- Documentación

Léete con detenimiento en White Paper y asegúrate que todo está en orden. En particular, comprueba que, si no se venden todas las criptomonedas previstas, las que sobran serán destruidas y no habrá emisiones adicionales.

Con la cantidad de ICOs que hay en el mercado, es muy posible que no se consiga vender todo lo previsto (sobre todo si el importe a recaudar es muy agresivo). En ese caso, la demanda es baja por lo que si se venden nuevas monedas en el futuro, el precio podría hundirse.

2.- Proyecto de valor y con sentido

Invierte en proyectos que tengan sentido desde el punto de vista del mercado, que en tu opinión, creen valor.

Además, asegúrate de que tiene sentido aplicar la tecnología blockchain al proyecto en concreto, que no hay otras alternativas más baratas o sencillas y que el proyecto va a ser disruptivo.

3.- Importe a recaudar

Asegúrate de que la cantidad a recaudar mediante el ICO es proporcional al proyecto y la fase en la que se encuentra la compañía. Normalmente estaremos hablando de start-ups así que si las cantidades son muy elevadas, puede ser mala señal.

4.- Equipo

Investiga al equipo y asegúrate de que hayan participado en otros proyectos que vaya bien (o, por lo menos, ¡que no estén siendo acusado de fraudes!).

5.- Relación con la comunidad

Asegúrate de que los fundadores están dialogando con la comunidad y que han explicado con claridad porqué necesitan realizar un ICO. Si te da la impresión de que el único motivo es conseguir mucho dinero, puede ser mala señal.

Para acabar, os dejo dos cositas: un listado de los ICOs activos actualmente y un vídeo que muestra los fondos recaudados mediante ICOs hasta noviembre de 2017.

¨Si huyes de la tecnología, te perseguirá¨. Robert M. Pirsig, filosófo americano.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.