Como superar una recesión

Tiempo de lectura: 3'

En este post me gustaría explicaros tres reglas muy genéricas que nos pueden ayudar a superar una recesión financiera o una crisis como la del Covid-19.

Obviamente, estas reglas no son absolutas, pero os pueden servir como base para desarrollar vuestras reglas propias.

1.- Cuida de los que te importan

Lo primero y fundamental que hay que hacer es protegernos a nosotros mismos y a nuestros seres queridos.

Para ello es muy útil preguntarse: ¿Qué está pasando? ¿Cómo nos puede afectar? ¿Qué puedo hacer para mitigar o evitar el impacto?

Por ejemplo, cuando era evidente que nos iban a confinar como resultado del Covid-19, mi prioridad fundamental fue que el confinamiento nos afectase lo menos posible. Con mellizos de 18 meses no iba a ser nada fácil.

Había que asegurarse de que tendríamos toda la comida y medicinas que necesitásemos, toda la ayuda que pudiésemos y todo el entretenimiento para mis hijos que fuese posible.

Por supuesto, fui al supermercado y me aseguré de tener provisiones. En mi caso particular, a parte de productos imperecederos, era fundamental tener productos frescos y congelados que le gustasen a mis hijos. ¡No les puedes explicar que hay que comer arroz con atún porque no hay otra cosa!

Por eso, compré toda la fruta que pude: madura para los próximos días y verde para que durase. También compré fruta en almíbar por si acaso (melocotones, peras, piña e incluso fresas encontré). Lo mismo con el pescado y la carne (llené el congelador). Y compré leche fresca y leche pasteurizada.

Fui a la farmacia y compré las medicinas que podría necesitar (sobre todo teniendo en cuenta que a mis hijos les estaban saliendo los dientes).

Y además, me fui a un par de tiendas baratas y compré muchos juguetes pequeñitos para ir dándoselos a mis hijos a medida que pasaban los días y me aseguré de que teníamos contratado Netflix y Disney+.

En restrospectiva, me pasé un poco con la fruta en almíbar (todavía la tengo…) pero la anticipación con los juguetes fue la mejor decisión que tomé porque hizo cada día un poco más fácil para mi familia.

Eso no quiere decir que no había otras cosas que me hubiera gustado hacer (como alquilar una casa con jardín) pero hice todo lo que fue posible en el tiempo que tuve.

Y eso me dio toda la calma mental que era posible en las circunstancias, así que mereció la pena.

Superar una recesión

2.- Si puedes, no vendas tus inversiones ni te endeudes

Esta regla es la segunda por un motivo: la primera es más importante. Si para proteger a tus seres queridos tienes que pedir dinero o vender tus inversiones, hazlo. Lo primero es lo primero.

Pero si tienes ahorros, es mejor gastar esos ahorros que vender tus inversiones. Porque durante una recesión los precios caen en picado y vender puede ser muy complicado.

Imagínate que habías invertido en bolsa y hubieses tenido que vender a finales de marzo de 2020, en plena caída de los mercados por culpa del Covid. Probablemente habrías perdido dinero.

O que intentas vender tu apartamento en la playa. Con el confinamiento no hubieses podido ni tan siquiera ofrecer visitas.

Pero hay muchas personas que no tienen el lujo de tener inversiones y que tampoco tienen ahorros, por lo que para superar una recesión pueden verse forzados a tener que pedir dinero.

En ese caso, si es posible, evita endeudarte pidiendo ayuda a tus familiares. En una situación imprevista es fácil que un familiar entienda que necesitas ayuda.

Si no te queda más remedio, pide un préstamo pero por favor asegúrate de que sea la opción menos mala posible.

Esa deuda será deuda mala pero un préstamo personal será mejor que tirar de la tarjeta de crédito y la tarjeta de crédito será mejor que los préstamos rápidos. Usa la cabeza y compara tus opciones.

3.- Sigue abierto a las oportunidades

Este es quizás la regla más complicada de seguir. Obviamente, si estás en modo supervivencia, vendiendo inversiones o pidiendo préstamos, no vas a estar buscando oportunidades para invertir.

Pero si tienes la suerte de tener ahorros, recuerda que las crisis son el equivalente de las rebajas y es posible encontrar auténticas gangas. Quizás no solo puedas superar la recesión sino también hacer inversiones que te cambien la vida.

A principios de la crisis del Covid estuve a punto de invertir en Bitcoin pero al final me pareció que no era el momento adecuado. Ahora mismo viendo la evolución del Bitcoin me arrepiento de no haber sido más valiente…

Conclusión

Estas reglas pueden servir como pautas para superar una recesión. Pero mi consejo es que pienses en qué es lo que deberías hacer cuando haya otra crisis (que vendrá), porque cada persona, y sus circunstancias, son diferentes. Y tener un plan hará una gran diferencia.

¨Si hay una recesión es cuando aprovecho para comprar acciones. Cuando los mercados están asustados es cuando se gana dinero¨. Ben Stein, periodista norteamericano.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.